Política

Rendición de cuentas 2023: populista y desabrida

La rendición de cuentas de Luis Abinader del 2023 deja mucho a deber desde la comunicación política, la discursiva y los temas tratados, aun siendo el discurso más largo de una rendición de cuentas, el impacto que causó no fue más allá de la solemnidad del acto de rendición de cuentas, pero luego de eso, es bastante olvidable.

Dentro de lo tedioso del discurso, trataré de resaltar los puntos mas controversiales del mismo, ya que son los únicos que merecen la pena ser resaltados, lo demás, cómo mencione, sólo merece caer en el olvido.

El recorrido de Abinader: empezando por los diferentes grupos y movimientos que apoyan a Abinader, donde pedían 4 años más a gritos y con enfrentamientos de los seguidores de Abinader contra los trabajadores y el retiro de las AFP, la joven con el pantalón de la bandera haitiana qué es parte de un movimiento de apoyo a Luis, el recorrido fue un circo de mal gusto para todos en general, y para completar, los civiles invitados dentro del congreso nacional vociferando cuatro años mal, populismo a flor de piel.

Las comparaciones absurdas: el pollo index fue uno de los puntos qué más daño le hizo al discurso de Abinader, decir qué en el 2023 se compra el pollo más barato qué en el 2011, no sólo es un despropósito que busca tirar una sutil puya a uno de sus adversarios en el 2024, es igual de ridículo que el presidente del 2035 justifique una supuesta mejoría de su gobierno, comparándolo con el actual de Luis Abinader en el 2023, y sobre todo siendo mentira, esto es lo que más ha indignado a los analistas, comunicadores y la población en general.

La duración: más no significa mejor y menos en la era de la economía de la información, en una época donde la información abunda, los mensajes tienen qué ser más cortos y precisos, primero para que no se pierda lo esencial dentro de informaciones irrelevantes, y lo segundo es porque así cómo existe una economía de la información, hay una economía de la atención, las personas debido a tanta información, han decidido enfocar la atención en cosas muy precisas, un discurso muy largo, desde la comunicación estrategica y politica, es contraproducente.

La frontera: decir que se debe hacer un pacto nacional para la defensa de la República Dominicana, no hace más qué una pantalla donde los críticos del presidente en este tema, se sienten incluidos y por lo tanto dejan de atacar temporalmente, pero a la larga no se hará nada, y menos cuando el mismo Abinader ha dicho lo mismo anteriormente, pero al mismo tiempo somete un proyecto al congreso, qué técnicamente haría qué los haitianos entraran, se legalizaran y encima qué pagamos por ello, o se está con Dios o se está con el Diablo, pero no se puede beber de las dos copas y sentarse en la misma mesa con ambos.

No se mencionó corrupción por parte: uno de los puntos fuertes de Abinader, era su supuesto combate a la corrupción, pero al parecer eso quedó atrás, primero porque no se ha hecho nada y se ha premiado a los funcionarios de su gobierno acusados de corrupción, y la lucha por parte del ministerio público, ha disminuido totalmente.

Wenzel Musset Lorenzo

Estudiante de termino de leyes en la Universidad del Caribe, periodista y colaborador en diversos medios y político.